Registrate acá

Otro día.

Más solo, más yo.

Otro día

más solo

más yo.

Frente a frente

envuelto en un grito

devastado para siempre.

Otro día

en que no me encuentro

en que ya soy otro.

Otro día

y me devoro,

y me acurruco

en un vaso,

en un cristal.

Otro día

y ya no podré más

y grito estos huesos

y grito este muslo débil

y grito este pelo frio.

Otro día

más solo

más yo

y será el último.

 

Nicolás Peña